Blog tecnología, desarrollo e IT

Virtualización de servidores con PROXMOX

La virtualización de servidores es para los administradores de sistemas como el Santo Grial, y cuando hablamos de los administradores de sistemas, hablamo de la propia empresa, ya que lo que nos permite hacer la virtualización, normalmente deriva en una mayor seguridad para la continuidad de la empresa en caso catástrofe (incendio, inundación, ciberataque,etc..).

Aunque, en el título hago referencia PROXMOX (open source), toda la explicación es apicable a otros como puede ser el archiconocido VMWARE (software propietario).

Pero qué significa esto, si con un servidor no virtualizado también tengo copias de seguridad…..

Pongamonos en situación, un servidor físico (no virtualizado), significa el sistema operativo y nuestro software que gestiona la empresa está directamente instalado en dicho servidor, digamos que es como siempre se ha hecho. Efectivametne si tenemos copias de seguridad (que deberíamos, además de localizadas fuera de la empresa), nos aseguramos de poder rescatar los datos encaso de catástrofe. Pero….cuánto tardamos en rescatar esos datos? Y qué pasa si el servidor tiene un problema de hardware y no arranca?
Bueno, en estos casos, al ser un servidor físico, deberemos reinstalar el sistema operativo, el softare de gestión y restaurar la copia de seguridad (con el tiempo de eso conlleva, que pueden ser horas o días).
En caso de rotura del servidor, deberemos repararlo o adquirir uno nuevo, este proceso igualmente puede tardar horas.

Y….qué pasaría si nuestro servidor estuviera virtualizado? Y qué significa eso?
Empecemos por decir que un servidor está virtualizado dentro de una especie de contenedor dentro del software que gestiona la virtualización. Ese software es capaz de hacer que en un úncico servidor físico podamos tener múltiples servidores corriendo (depende de los recursos de hardware), además, cuando hacemos la copia de seguridad, no solo copiamos los datos del software de gestión por ejemplo, sino que la copia es de toda la máquina virtual (es decir, de todo el servidor que contiene el software de gestión). Es decir, si hubiera alguna catástrofe, solo tendría que recuperar la copia del servidor virtualizado, pero esta vez no habría que instalar nada, ya que la propia copia es una réplica exacta de todo lo que teníamos instalado y configurado. Este proceso de restauración puede durar desde minutos a horas (todo depende de la cantidad de datos que tengamos, para un servidor estándar suelen ser minutos)

Otras de las grandes ventajas de la virtualización, que es tenemos la opción de montar un sistema de alta disponibilidad.
Esto significa que, si el servidor físico donde se aloja la máquina virtual fallara, automáticamente el sistema movería nuestra máquina virtual que contiene nuestro software de gestión a otro nodo, manteniendo nuestro negocio activo y sin pérdida de datos.

Y todo esto es gratis? PUES SI!

Proxmox es una de las mejores plataformas de virtualización existentes en el mercado, aunque la más conocida es VMWARE, y es el lider en las grandes empresas, también su coste es superior a Proxmox.

Proxmox basa su negocio en la formación ,certificación y soporte, por lo que si no requieres de ninguna de estas, tendrán un entorno de virtualización de nivel profesional a coste CERO.

Qué necesitamos para instalar Proxmox?

Podemos empezar con un único servidor y con un hardware mínimo, con ello podríamos virtualizar nuestros servidores (según los recursos de hardaware), realizar las copias de seguridad de los servidores, etc…

Pero….si queres alta disponibilidad, en este caso deberemos montar un cluster de al menos 3 nodos, ya que para que exista quorum deben de existir 3 y poder mover automáticamente las máquinas virtuales entre los nodos en caso de fallo de uno de ellos.
Existe una alternativa para tener un especie de alta disponibilidad sin tener un cluster con tres nodos, y es una función de la que dispone Proxmox que se llama Replication. Lo que hace es que realiza una copia entre el servidor activo y el secundario, de manera que si se para el activo, poder arrancar la máquina en el secundario (hasta donde se hayan copiado los datos). Este tipo de instalación requiere de una configuración específica para que funcione. Lo que si nos permite es poder migrar también manualmente entre ambos nodos, en caso de realizar algún tipo de mantenimiento de uno de ellos.

Personalmente no recomiendo este tipo de instalación para un entorno productivo, es recomendable crear un cluster de 3 nodos mínimo y disponer así de alta disponibilidad.

La instalación ideal para un entorno de producción es contar con un mínimo de 3 nodos, además es recomendable montar un sistema de backup (recomendable el Proxmox Backup Server, del cual hablaré en otra entrada).
Estos tres nodos deben tener un almacenamiento común para que puedan funcionar, en este caso existen varias alternativas, a continuación comento las más recomendables:

1.- Ceph: Se trata de un tipo de almacenamiento que utiliza discos extras que instalaremos en los nodos, este tipo de almacenamiento también funciona en alta disponibilidad al tener al menos 3 nodos. No necesitamos un hardware extra, y además tiene un alto rendimiento (siempre y cuando usemos tarjetas de red/fibra con velocidades superiores a 1Gbps). Además es fácilmente escalable, limitado solamente por la cantidad de discos que puedan instalarse en cada uno de los nodos.
2.- Almacenamiento externo compartido NFS: En este caso se trata de utilizar un NAS con el servicio NFS para compartir carpetas, las cuales serán accesibles desde el cluster de Proxmox. Esto requiere un hardware extra, además, igual que con Ceph, se recomienda usar tarjetas de red superior a 1Gbps para que tengamos un rendimiento óptimo, ya que en caso contrario, aunque usemos discos SSD, no le sacaremos el partido que nos da. Con este tipo de almacenamiento podemos elegir en usar una NAS propiamente dicho (por ejemplo QNAP) o montar nuestro propio NAS con con el sistema operativo Truenas. Este último usa uno de los sistemas de archivos más avanzados que existen como es ZFS, su rendimiento es bastante alto, además de incluir compresión y deduplicación, lo que significa que sacaremos mayor partido del espacio del que dispongamos.

To be or not to be open source fan!

Qué es el opensource? Es generalmente software de uso gratuito que todo el mundo puede ver, modificar y distribuir (con ciertas limitaciones comerciales)

Depende a quién le preguntemos sobre la opinión que le merece el open source, podrá alabar sus bondades o relegarlo a un uso esporádico o nulo en las empresas.

Por supuesto, cualquier opinión es digna de tener en cuenta, y ya no tanto depende de la empresa o de la capacidad de presupuesto para implantar un software open source, básicamente lo basaría en qué función va a desempachar dicho software y si es capaz de ello, da igual si es open source o propietario, y ahí es donde se plantea la disyuntiva de usar uno u otro.

En este blog me centraré en la utilización del software open source en cualquier tipo de empresa, tanto de bajo presupuesto, como grandes empresas con una alta financiación, todo ello basándome en los más de 20 años de experiencia en las tecnologías de la información, y usando software tanto propietario como open source, pudiendo comparar ambos mundos bajo la propia experiencia de uso en tanto en PYMES como en grandes empresas.

Como objetivo en esta serie de entradas en el blog referente al open source, es dar una opción 360 a todas las necesidades de cualquier tamaño de empresa, usando siempre software open source, entre ellos ERP, SIEM, Monitorización, Business intelligence, etc…

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad